Dermatitis del pañal: causas y soluciones

La dermatitis del pañal, también conocida como rozadura o irritación del pañal, es uno de los problemas más comunes en los bebés. Te acercamos las causas que la provocan y cómo puedes prevenir su aparición.

Todos sabemos lo delicados que son los bebés, especialmente durante los primeros meses de vida. Por esta razón, los cuidados deben de ser constantes, llenos de mimos y ternura. Sin embargo, existen ciertos problemas relacionados con el día a día del bebé que, a pesar de los cuidados que les demos, surgen por factores externos a nosotros. La dermatitis del pañal es uno de ellos.

Este problema dermatológico, que también se conoce por el nombre de pañalitis, rozadura o irritación del pañal, tiene que ver con la molestia e incomodidad que el pañal causa en la delicada piel del bebé. Pero, ¿qué es y en qué se traduce la dermatitis del pañal?

¿Qué es la dermatitis del pañal?

La dermatitis del pañal constituye un problema cutáneo que suele aparecer en la zona de los genitales del bebé y entre las nalgas, provocando irritación, enrojecimiento, escozor y descamación. En los casos más extremos, la dermatitis se puede trasladar hasta el vientre o por los muslos, generando un enorme malestar al pequeño. No obstante, conviene reseñar que la dermatitis del pañal no suele ser una problemática grave y no suele durar más de tres o cuatro días con un tratamiento adecuado.

El motivo más común para la aparición de la dermatitis del pañal es el contacto de la delicada piel del bebé con la orina y las heces, aunque también existen otras causas de diversa índole:

-Por el propio pañal: puede ser que la piel de tu bebé, al menos la de la zona del culito, sea muy sensible a fragancias o productos químicos con los que ha sido elaborado el pañal, por lo que el roce o la fricción del mismo contra su piel le causa esa irritación.

-Por la humedad: esto podría ser porque los padres no cambian con la suficiente frecuencia el pañal de su bebé, pero por lo general, esto se suele producir más por el hecho de que, incluso el pañal más absorbente siempre deja algo de humedad. La humedad se puede mezclar con los gérmenes del pipí y las deposiciones del bebé, favoreciendo la irritación en la piel.

-Por una infección: el calor y la humedad de esta zona son un campo de cultivo idóneo para la proliferación de hongos y bacterias y, por tanto, para desarrollar esta irritación.

-Por cambios en la dieta o diarreas: la introducción de nuevos alimentos en la dieta del bebé puede influir a la hora de que el pequeño defeque de una forma diferente a la habitual y, por tanto, también podría irritar su piel. Si además el bebé sufre diarrea, la dermatitis puede agravarse. En el caso de las madres lactantes, alguna comida que éstas hayan ingerido también puede influir en ello.

Los expertos también coinciden en resaltar que los niños que toman biberón son más propensos a desarrollar dermatitis del pañal que los niños amamantados, ya que la leche materna les ayuda a protegerse de ciertas infecciones, como las de los hongos.

Del mismo modo, otra de las causas comunes de esta irritación puede tener que ver con el crecimiento de los dientes o con un periodo de mocos. Si no los expulsa de forma natural por la nariz, se le pueden ir a las heces y, por tanto, irritar la piel del culito del bebé y las zonas de alrededor.

¿Cómo prevenir la dermatitis del pañal en mi bebé?

Ahora que ya sabemos cuáles pueden ser los motivos que causan la dermatitis del pañal, lo mejor es que nos adelantemos al problema e intentemos evitar que suceda.

La principal recomendación para prevenir la dermatitis del pañal es mantener al bebé siempre limpio y seco, cambiándole el pañal con frecuencia, para que el pipí y las heces no le irriten la piel. Este factor también permitirá prevenir la aparición de nuevas dermatitis del pañal.

En caso de sufrir dermatitis del pañal, un truco muy efectivo es acostar al bebé sin el pañal puesto sobre una toalla para ayudar a esa zona a “respirar”, siempre que sea posible. Cuanto más tiempo pueda mantenerse el bebé sin el pañal, más se acelerará el proceso de curación de la irritación.

Paralelamente, también puedes seguir las siguiente recomendaciones para el tratamiento de la dermatitis del pañal:

-Si crees que ha sido por la comida, averiguar cuál es la que se la ha causado: puedes averiguar si se le pueden ofrecer otras alternativas o consultar con el pediatra si persiste durante mucho tiempo y es un alimento básico.

-No ajustarle demasiado el pañal: ya que los pañales ajustados no permiten el paso de aire, pudiendo rozar la piel y causarle la dermatitis. Obviamente, tampoco conviene que le dejes el pañal demasiado suelto para que las deposiciones no puedan escaparse.

-Ten cuidado con los jabones y geles que utilizas: ya que éstos también podrían provocar esas irritaciones en la piel o hacer que se vuelva más sensible. Los productos de higiene deben respetar el pH de la piel del bebé y estar especialmente indicados para su edad. En este sentido, se recomienda evitar el uso de suavizantes o perfumes para limpiar su ropa, ya que también podrían dañar la delicada piel de tu niño o niña.

¿Qué productos puedo utilizar para prevenir la dermatitis del pañal?

Para prevenir la dermatitis del pañal, además de seguir las recomendaciones anteriores, también debemos utilizar cremas específicas para el cuidado del culito del bebé. Estas cremas o pomadas protectoras nos ayudarán a aliviar la irritación y a proteger la delicada piel del pequeño de la humedad.

Las cremas más eficientes para estos casos son las denominadas “pastas al agua”, que permiten crear una barrera entre la piel del bebé y el pañal. Las propiedades aislantes y calmantes de la pasta al agua permiten aislar la piel del bebé del contacto con la orina y las heces, previniendo así la aparición de bacterias. Además, estas cremas previenen la aparición de irritaciones y evitan el desarrollo de la dermatitis del pañal.

Desde Farmacia Clapés os podemos hacer tres recomendaciones de pastas al agua:

-Avène Pediatril: previene la aparición de la irritación y las rojeces en el culito del bebé, aislando la piel contra cualquier tipo de suciedad. Realiza una triple función (reparadora, hidratante y calmante), gracias a su formulación con óxido de zinc, aceite de almendra dulce, glicerina y agua termal de Avène.

-Lutsine Eryplast: desarrollada para calmar, hidratar, proteger y cuidar las posibles irritaciones provocadas por el cambio del pañal en la delicada piel del bebé. Presenta una fórmula exclusiva que combina acetato de oleilo y ácido fítico, óxido de zinc, d-pantenol y glicerina.

-Pasta al Agua Leti AT4: fórmula innovadora (combinación del Ultraprotect Filmogen Polymer y el Óxido de Zinc), para combatir las principales causas de las irritaciones, escoceduras y rojeces provocadas por el pañal del recién nacido y del bebé que tienen pieles delicadas o atópicas.

Otras opciones interesantes en cuanto a cremas para para la dermatitis del pañal que podrás encontrar en nuestra farmacia online son:

-Crema Pañal Weleda Bebé: elaborada con ingredientes 100% naturales, permite calmar y regenerar irritaciones y rojeces causadas por la dermatitis del pañal. Además, mantiene el culito del bebé protegido y perfectamente aislado de la humedad.

-Mustela Bebé Crema Bálsamo 1 2 3: esta crema garantiza una triple eficacia, ya que previene las irritaciones y rojeces en el cambio del pañal, alivia desde la primera aplicación y repara la piel del bebé de forma duradera.

-Crema Pañal Suavinex: ofrece una triple acción, ya que además de proteger la piel del bebé, también regenera y calma el malestar ocasionado por la dermatitis del pañal. Formulada a base de dióxido de titanio, manteca de karité y aceite de almendras dulces, se trata de un imprescindible entre los cuidados del bebé.

Si, desafortunadamente, la piel de tu bebé se ha irritado y la dermatitis ha hecho acto de presencia, ¡no te preocupes! También existen cremas reparadoras para solucionar este problema dermatológico que tanto malestar puede causar a tu bebé y por el que puede llorar en más de una ocasión.

Por ejemplo, la pomada regeneradora Halibut Infantil, específicamente diseñada para restaurar la barrera cutánea de la piel del niño y del bebé, gracias a su formulación a base de Vitamina A, Óxido de Zinc y lanolina. Una función similar cumple Nutraisdin ZN40, una pomada reparadora de alta protección de la zona glútea del bebé frente a irritaciones, escoceduras y rojeces. Esta crema tiene una fórmula única con un 40% de óxido de zinc (ZN 40) para una triple acción: aislar la zona del pañal, regenerar e hidratar y crear una barrera protectora de larga duración.

Generalmente, la mayoría de casos de dermatitis del pañal se solucionan en tres o cuatro días con los cuidados pertinentes sin necesidad de acudir al pediatra. No obstante, si a pesar de aplicar estas cremas y haber realizado todos los cambios mencionados, la dermatitis del pañal persiste, lo mejor será que llevemos a nuestro hijo al pediatra para controlar el estado y que nos dé las orientaciones pertinentes para casos más serios.